Dar clase no solo me llena y me da alegría, sino que ver a los niños usar su imaginación y creatividad es muy gratificante.